LEÓN EN LA SAGA DEL CAPITÁN ALATRISTE

6 de diciembre de 2010

Hace unos días terminé de leer "Corsarios de Levante", que por ahora es la sexta y última novela de la saga del Capitán Alatriste, magistralmente escrita por mi admirado Arturo Pérez-Reverte (foto de la izquierda). Como a lo largo de la serie me he encontrado con varias referencias a León, no puedo resistir reflejarlas en esta entrada, aunque seguramente se me ha escapado alguna. 

Como muchos ya sabréis, estos libros narran las peripecias del Capitán Alatriste, un soldado de infantería de tiempos de Felipe IV (1621-1665). Sus aventuras las cuenta retrospectivamente su inseparable Íñigo de Balboa, un guipuzcoano hijo de Lope de Balboa, el compañero y mejor amigo de Alatriste que había muerto de un tiro de arcabuz en un baluarte de Jülich (1621). Mientras agonizaba, Alatriste le juró ocuparse de su hijo, lo que le llevó a establecerse en Madrid, donde Íñigo vivirá su primer aventura.

-LIMPIEZA DE SANGRE
Es la segunda novela de la saga, y la primera donde aparece León. En ella, Íñigo cae en manos de la Inquisición. El dominico que dirige el interrogatorio le dirige una mirada feroz al escuchar su apellido:

"-Balboa -dijo- es apellido portugués".



En aquellos años los portugueses estaban muy mal mirados por ser sospechosos de ser judaizantes, así que lo que el dominico insinuaba era que Íñigo era descendiente de judíos. 


"Era cierto que el apellido procedía de la raya con Portugal, de donde mi abuelo había salido para alistarse en las banderas del rey (...)
-Mi padre no era portugués -protesté-. Era un soldado de origen leonés, como su padre, que a la vuelta de una campaña quedóse en Oñate y casó allí... Soldado y cristiano viejo"
(págs. 128-129 de la edición de Círculo de Lectores, que es la que usaré de ahora en adelante).

Así que tenemos que el narrador es de origen leonés por parte paterna. Me imagino que Pérez-Reverte pensó en el pueblo de Balboa, en El Bierzo, aunque la verdad es que queda un pelín lejos de la raya con Portugal. En cualquier caso, Balboa parece un apellido de origen portugués, aunque es muy frecuente en la provincia de León. (Por cierto, ¿sería de origen leonés Rocky Balboa? ;-)
En este libro también hay una referencia en la pág. 175 a San Marcos de León como futura cárcel de Quevedo, que aparece con frecuencia como personaje secundario. En esa misma página se habla del "viejo y enfermo león hispano", que se refiere a este animal que fue símbolo de España hasta el siglo XX. 

-EL SOL DE BREDA
En la tercera novela vuelve a aparecer otro personaje leonés: se trata del capitán Carmelo Bragado, el inmediato superior de Diego Alatriste (para quien lo de "Capitán Alatriste" era un mote, y no su cargo militar). En la página 45 Íñigo nos cuenta que

"El capitán era un leonés del Bierzo, grande, de seis pies de estatura".

En la página 41 ya se nos adelantaba algún rasgo de su carácter:

"Don Carmelo Bragado era de los que oyen cling y dicen mío; nunca dejaba pasar de largo un maravedí, e incluso mantenía enrolados a muertos y desertores para quedarse con sus pagas, cuando las había. Ésa, por otra parte, era práctica muy al uso, y en descargo de Bragado podemos decir dos cosas: nunca se negaba a socorrer a los soldados que lo habían menester, y además propuso en dos ocasiones a Diego Alatriste para la ventaja de cabo de escuadra".

Íñigo añade que el capitán Bragado había luchado hombro con hombro junto a Alatriste y a su padre Lope Balboa en múltiples batallas. Dado que Pérez-Reverte es muy dado a insertar a amigos y conocidos suyos como personajes de la serie, yo tengo mi propia y particular teoría sobre quién es en realidad este militar berciano, aunque me temo que nunca lo sabré seguro (a no ser que en alguna ocasión tenga la fortuna de hablar con el propio autor).

En las páginas 81-82 se produce un motín entre las tropas españolas, e Íñigo describe en qué partidos se dividen los soldados:

"Jaime Correas y yo mismo nos abrimos paso entre los soldados que vociferaban en todas las lenguas de las Españas, algunos con el acero desnudo en la mano; y como de costumbre, según esas lenguas y sus tierras de origen, tomaban partido unos contra otros, valencianos a una parte y andaluces de la otra, leoneses frente a castellanos y gallegos, catalanes, vascongados y aragoneses cerrando para sí mismos y por su cuenta".

Como curiosidad, señalar que en este mismo libro aparece un personaje bastante negativo, el maestre Don Pedro de la Daga (alias "Jiñalasoga"), de origen vallisoletano.

-CORSARIOS DE LEVANTE
Como ya dije, es por ahora el último libro de la serie. Fue publicado después de la película, por lo que Pérez-Reverte introdujo en esta novela un detalle leonés que surgió en el rodaje gracias a Viggo Mortensen. Y es que el escritor dio permiso al actor para escoger la tierra de origen de Alatriste, y éste eligió el Valle del Curueño, en nuestra provincia. Fueron muy sonadas las numerosas visitas de Viggo a nuestra tierra, y me consta que sigue viniendo, pero de incógnito. Paseó la bandera de león por todo el mundo, por lo que no es de extrañar que se le concedieran la Medalla de la Provincia y la de la Ciudad de León en el 2006.

Volviendo al libro, en la página 130 Íñigo menciona una frase pronunciada por el Capitán Alatriste ante el paisaje de 

"una isla rocosa y desnuda, típica del Mediterráneo, en cuya cresta se adivinaban las antiguas columnas de un templo pagano; un paisaje muy diferente de las montañas leonesas de su infancia".

Es decir, que ya tenemos confirmación de que Alatriste era leonés de nacimiento. No deja de ser curiosa la cantidad de personajes de origen leonés que aparecen en la serie, y más si tenemos en cuenta que dos de ellos son los protagonistas. ¡Gracias, Don Arturo!

4 comentarios:

Anónimo dijo...

El explorador europeo que divisó por primera vez el Pacífico desde América, Vasco Núñez de Balboa, procedía de los señores de Balboa. A lo mejor ya conocías esto, sólo por curiosidad.
http://es.wikipedia.org/wiki/Vasco_N%C3%BA%C3%B1ez_de_Balboa

aorillasdelorbigo dijo...

Me alegra que le dediques un post a Pérez Reverte y más que no sea para crucificarle ya que últimamente es lo que se lleva. Él es un poco irreverente en su forma de plantear las cosas, pero dice verdades como puños.
Buena pareja hacen el maestro Reverte y el gran Viggo, que ama nuestra tierra y es un buen embajador de ella por donde quiera que vaya.
Volveré a releer las aventuras del capitán Alatriste al que tenía un poco olvidado, la verdad. Gracias por recordármelo.

fonsado dijo...

Curioso seguimiento y sorprendentes resultados. "Veremos" al capitán Alatriste de otra manera.
Saludos.

Anónimo dijo...

Curioso que a Perez Reverte queriendo hacer 'castellanos viejos' a sus heroes se le cuelen apellidos gallegos como Balboa o Tenorio.

Related Posts with Thumbnails